Fragmento de mi entrada "Diario de tus instintos olvidados".

Y a solas, cada cuerpo compone su réquiem.Un llanto por la mitad perdida. Una lágrima por cada gota de sudor compartida. Una SONRISA por cada risa que inundó la partida.

El acto desesperado de amar lo que no tenemos. El acto desesperado de amar.
Amar desesperados ese acto.
Y desesperados sucumbir al amar.

(Fragmento de mi entrada "Diario de tus instintos olvidados".)

viernes, 16 de abril de 2010

El ciclo del corazón


Nuestro corazón pasa por innumerables estados.
Ciclos que suceden sin fin a lo largo de nuestra vida.

El corazón cuando experimenta un dolor profundo, se sumerge en un estado de
congelación como mecanismo de supervivencia, generando un aislamiento emocional aparentemente impenetrable como el hielo.

El corázón protegido por la armadura del hielo, del no sentir para no sufrir, sin reparar que no sentir es no vivir.

La vida queda suspendida en el hielo. El latir cesa y aunque el corazón esté vivo, parece muerto. Frío, insensible, ausente de su propia vida.

Incapaz de dar y de recibir.

Hielo,una armadura de doble filo, protege y mata a la vez.

Pasión, fuego, dolor y luego el frío. Pero el hielo, como todo, responde a las leyes de la física y expuesto a un mínimo de calor, se convierte en agua.

Comienza el deshielo.

Inevitable cambio de estado ante cambiantes factores internos y externos. El agua fluye. Los sentimientos fluyen, invade la pasión, y el fuego lo cubre todo, aunque siempre estaremos expuestos al dolor, que vuelve a apagar el fuego, a transformar el agua en hielo.


PASIÓN. FUEGO. DOLOR. FRIO. HIELO. AGUA. PASIÓN...


P.D: Tenía que volver a ponerla...

2 comentarios:

  1. hola!!!
    mmm... vengo de otro blog q ya cerre y no recuerdo cual era =S bueno importa jeje el punto es q me gusto tu entrada... ese ciclo es MUY cierto! jeje
    saludos!!

    ResponderEliminar

PENSAMIENTOS DE GENIOS

Se ha producido un error en este gadget.